Aprendizajes Clave para la Educación Integral - Plan y programas de estudio para la educación básica

Aprendizajes Clave para la Educaci√≥n Integral es la concreci√≥n del planeamiento pedag√≥gico que propone el Modelo Educativo en la educaci√≥n b√°sica. Tal como lo marca la Ley General de Educaci√≥n, se estructura en un Plan y programas de estudio que son resultado del trabajo conjunto entre la SEP y un grupo de maestros y de especialistas muy destacados de nuestro pa√≠s. 

Un aprendizaje clave es un conjunto de conocimientos, prácticas, habilidades, actitudes y valores fundamentales que contribuyen sustancialmente al crecimiento integral del estudiante,89 los cuales se desarrollan específicamente en la escuela y que, de no ser aprendidos, dejarían carencias difíciles de compensar en aspectos cruciales para su vida.

El logro de aprendizajes clave posibilita que la persona desarrolle un proyecto de vida y disminuye el riesgo de que sea excluida socialmente. En contraste, hay otros aprendizajes que, aunque contribuyan positivamente al desarrollo de la persona, pueden lograrse con posterioridad a la educación básica o por
vías distintas a las escolares.

¿como esta organizado el Plan y programas de estudio para la educaci√≥n b√°sica?


Este Plan plantea la organizaci√≥n de los contenidos program√°ticos en tres componentes curriculares: Campos de Formaci√≥n Acad√©mica; √Āreas de Desarrollo Personal y Social; y √Āmbitos de la Autonom√≠a Curricular, a los que,  en conjunto, se denomina Aprendizajes clave para la educaci√≥n integral y que se desglosan enseguida.


Campos de Formación Académica


Este componente de observancia nacional está organizado en tres campos: Lenguaje y Comunicación, Pensamiento Matemático y Exploración y Comprensión del Mundo Natural y Social. Cada campo se organiza a su vez en asignaturas. Los tres Campos de Formación Académica aportan especialmente al desarrollo de la capacidad de aprender a aprender del alumno.


√Āreas de Desarrollo Personal y Social


Para que el alumno de educaci√≥n b√°sica logre una formaci√≥n integral, la formaci√≥n acad√©mica debe complementarse con el desarrollo de otras capacidades humanas. La escuela debe brindar oportunidades para que los estudiantes desarrollen su creatividad, la apreciaci√≥n y la expresi√≥n art√≠sticas, ejerciten su cuerpo y lo mantengan saludable, y aprendan a reconocer y manejar sus emociones. Este componente curricular tambi√©n es de observancia nacional y se organiza en tres √Āreas de Desarrollo: Artes, Educaci√≥n Socioemocional y Educaci√≥n F√≠sica. Estas tres √°reas no deben recibir el tratamiento de asignaturas. Requieren enfoques pedag√≥gicos espec√≠ficos y estrategias para evaluar los logros de los alumnos, distintas de las empleadas para valorar el desempe√Īo en los Campos de Formaci√≥n Acad√©mica del primer componente. Las tres √°reas aportan al desarrollo integral del educando y, especialmente, al desarrollo de las capacidades de aprender a ser y aprender a convivir.


√Āmbitos de la Autonom√≠a Curricular


El tercer componente se rige por los principios de la educaci√≥n inclusiva porque busca atender las necesidades educativas e intereses espec√≠ficos de cada educando. Es de observancia nacional aunque cada escuela elegir√° e implementar√° la oferta de este componente curricular con base en los periodos lectivos que tenga disponibles y en los lineamientos que expida la SEP para normar este componente.


El tiempo lectivo disponible en cada escuela para este componente es variable y depende del calendario y horario que cada escuela establezca. El componente Autonom√≠a curricular est√° organizado en cinco √°mbitos: “Ampliar la formaci√≥n acad√©mica”, “Potenciar el desarrollo personal y social”, “Nuevos contenidos relevantes”, “Conocimientos regionales” y “Proyectos de impacto social”.


¿Que son los Aprendizajes Esperados?


Para su organizaci√≥n y su inclusi√≥n espec√≠fica en los programas de estudio, los aprendizajes clave se han de formular en t√©rminos del dominio de un conocimiento, una habilidad, una actitud o un valor. Cuando se expresan de esta forma los aprendizajes clave se concretan en Aprendizajes esperados. 

El trenzado final, a modo del esquema que se explic√≥ en el apartado “Enfoque competencial” (p√°gina 103), que teje todos los aprendizajes esperados, expresa la formaci√≥n que requieren los ni√Īos y j√≥venes para convertirse en los ciudadanos competentes, libres, responsables e informados que plantea el documento Fines de la educaci√≥n, ampliamente comentado en el apartado II de este Plan. 

Cada Aprendizaje esperado define lo que se busca que logren los estudiantes al finalizar el grado escolar,90 son las metas de aprendizaje de los alumnos, est√°n redactados en la tercera persona del singular con el fin de poner al estudiante en el centro del proceso. Su planteamiento comienza con un verbo que indica la acci√≥n a constatar, por parte del profesor, y de la cual es necesario que obtenga evidencias para poder valorar el desempe√Īo de cada estudiante. 

Los Aprendizajes esperados de los tres niveles educativos se organizan con base en las mismas categor√≠as, denominadas organizadores curriculares, esto con la intenci√≥n de mostrar el trayecto formativo de los ni√Īos, desde que entran al preescolar y hasta que salen de la escuela secundaria, a efecto de dejar clara la progresi√≥n y la articulaci√≥n de los aprendizajes a lo largo de la educaci√≥n b√°sica. 
Los Aprendizajes esperados grad√ļan progresivamente los conocimientos, las habilidades, las actitudes y los valores que deben alcanzarse para construir sentido y tambi√©n para acceder a procesos metacognitivos cada vez m√°s complejos (aprender a aprender), en el marco de los fines de la educaci√≥n obligatoria. 

Los Aprendizajes esperados constituyen el referente fundamental para la planeaci√≥n y la evaluaci√≥n en el aula, y se plantearon bajo los siguientes criterios: 

  1. Tienen en cuenta las etapas de desarrollo psicopedag√≥gico de ni√Īos y adolescentes.
  2. Se√Īalan con claridad las expectativas de aprendizaje de los alumnos en t√©rminos de conocimientos, habilidades, actitudes y valores.
  3. Est√°n planteados para ser logrados al finalizar cada grado escolar.
  4. Est√°n organizados de manera progresiva, en coherencia con las distintas √°reas del conocimiento y los niveles educativos.
  5. Su presentación va de lo sencillo a lo complejo, pero no necesariamente siguen una secuencia lineal y por ello pueden alcanzarse por distintas rutas.
  6. Parten de los principios de inclusión y equidad (educación inclusiva: todos los estudiantes independientemente de su situación social, económica o física pueden alcanzar los Aprendizajes esperados).
  7. Responden a los requisitos de transparencia. Son p√ļblicos y deben hacerse del conocimiento de estudiantes y padres de familia.
  8. Buscan garantizar el desarrollo de procesos cognitivos, habilidades diversas y actitudes a profundidad.
  9. Reconocen que su logro no se alcanza con experiencias de una sola ocasión, sino que son el resultado de intervenciones educativas planeadas para desarrollarse a lo largo de un lapso de tiempo.